Una teoría china de la evolución

VIAJAR YUNNAN

En un principio toda la material era transparente, difusa y sin diferenciación. En ella habitaban los poderes duales sutiles, etéreos y eternos; siendo uno de ellos viril, cálido, radiante y activo y el otro femenino, frío, sombrío e inactivo. Los poderes recíprocos de de estos poderes duales, actuando de forma continua a lo largo de las eras acabaron por producir todo cuanto existe. Pan Ku, generalmente representado como un gigante que sujeta el sol y la luna y da forma a las montañas, es la única personificación de las fuerzas que operaban en el caos.

Un cenit, un nadir, y todos los puntos del compás fueron evolucionando gradualmente.  Empezó a haber una distinción entre los cielos brillantes, con las siete luminarias en movimiento, y la tierra oscura, con sus mares. El principio masculino predominaba arriba, el femenino abajo. Como el Padre Cielo y la Madre Tierra, cada uno teniendo un espíritu que lo dominaba todo, pero de distinta influencia. El cuerpo proviene y depende de la tierra; el alma viene y regresa a los cielos.

En ese tiempo no había en el cuerpo divino, nada de vida además de su aliento divino. Entonces las aguas retrocedieron, las pequeñas hierbas crecieron, y en el lapso de unos ciclos se desarrollaron en arbustos y árboles. El cuerpo del hombre, no lavado durante años, crió bichos, y así las montañas no lavadas por las aguas, crearon bichos e insectos, grandes criaturas desarrollándose a partir de las inferiores.   Los escarabajos en el curso de los años se convirtieron en tortugas, las lombrices se hicieron serpientes, los insectos voladores se convirtieron en pájaros, algunas tórtolas se convirtieron en faisanes,  las garcetas se transformaron en grullas, y los gatos salvajes en tigres. La mantis religiosa se fue transformando gradualmente en un mono, y algunos de los monos se quedaron sin pelo. Un mono pelado hizo un fuego golpeando cristal sobre una roca, y con la chispa que saltó, encendió las hierbas secas. Con el fuego ellos cocinaron los alimentos, y comiendo los alimentos cocinados crecieron grandes y Fuertes, y conociendo, fueron transformados en personas.

Ese mono que enseñó por primera vez a cocinar tuvo un curioso origen. Fue encerrado, desde el principio, en una roca en de la costa. Las olas batieron en la roca sin cesar, siglo tras siglo, y al final la desgastaron por completo excepto el mono que estaba en el centro. Entonces el sol le calentó, y los vientos soplaron sobre él, hasta que cobró vida, y con un impulso divino fue y enseñó a su gente a cocinar sus alimentos.

Traducido de Fielde, Adele M. A Corner of Cathay- studies from life among the Chinese. MacMillan. London. 1894

libros

Más artículos sobre china

Mito del origen de las medicinas entre los Naxi

Mito del origen de las medicinas entre los Naxi

Mito del origen de las medicinas entre los Naxi O Congren Bandi busca la medicina de la inmortalidad[1]  Hubo una ocasión en que Congren Bandi salió de caza con sus hermanos. Pasaron tres días y tres noches cazando en el bosque y cuando regresaron a su casa...

Chengde, un tesoro imperial al norte de Beijing

Chengde, un tesoro imperial al norte de Beijing

Chengde es una de las ciudades más interesantes de China. Cuenta con un conjunto monumental único y está rodeada por uno de los más bellos paisajes del norte de China, sin embargo, cada vez es menos visitada. Parece que los viajeros, por muy independientes que viajen,...

Los Bulang, aborígenes de Yunnan

Los Bulang, aborígenes de Yunnan

Los Bulang son uno de los pueblos más antiguos del Suroeste de la Provincia de Yunnan. Se les considera unos de los habitantes aborígenes de esta provincia, donde podrían llevar viviendo más de dos mil años. Ellos habitan esa región montañosa que forma la frontera...

Te contamos todo lo que tienes que hacer en Beijing

Te contamos todo lo que tienes que hacer en Beijing

enontrarse Casi todo el que viaja a China viaja a Beijing. A continuación se puede ver la información básica para viajar a Beijing. ¿Qué ver? ¿Como verlo? ¿por qué? Beijing, la capital de China es una ciudad enorme. Con casi 20 millones de habitantes y una extensión...

Sobrevivir al diluvio en el interior de un tambor

Sobrevivir al diluvio en el interior de un tambor

La minoría Naxi vive en el Noroeste de Yunnan. Ahora son muy famosos porque la mayoría de los viajes a Yunnan pasan por Lijiang, su hogar ancestral. Su mito fundamental, que se recita cada año cuando rinden homenaje al cielo comienza con la creación del mundo, y...